Cultivar Puerros en el huerto. ¿Cuándo sembrar y cosechar?

¡Hola a todos agrohuerters! En el artículo de hoy aprenderemos a cultivar puerros en nuestros huertos. Veremos cómo preparar el terreno, cuándo sembrar, qué cuidados necesita y, por último, cuándo debemos realizar la cosecha.

INTRODUCCIÓN AL CULTIVO DEL PUERRO

El puerro es un clásico dentro de los clásicos de nuestro huerto. Se trata de una verdura muy versátil y por ello utilizada en multitud de guisos en nuestro día a día. El nombre científico del puerro es Allium porrum, perteneciente a las familias de las liláceas como la cebolla. Se trata de una panta originario de regiones entre Europa y Asia. Una de sus ventajas como cultivo son las pocas exigencias que requiere y el poco espacio que necesitan para su cultivo. De las 3 partes de la planta solo el tallo y el bulbo se consumen.

puerros

Puerros. (Fuente: http://elhuertourbano.org)

PASOS A SEGUIR PARA CULTIVAR PUERROS EN EL HUERTO

1. PREPARACIÓN DEL TERRENO

Al igual que otras especies de nuestro huerto, el puerro no requiere cuidados especiales. Sin embargo, sí es importante un correcto drenaje del suelo y nutrir el terreno con compost antes de realizar la siembra. Los suelos sobre los que crece deben ser bastante neutros evitando alcalinización o acidez excesiva así como demasiada compactación del suelo.

2. SIEMBRA

La siembra se deber realizar en semillero y preferiblemente en febrero aunque también puede cultivarse de julio a septiembre. Se siembre a unos 2 cm de profundidad requiriendo un regado inmediato y manteniendo la humedad.

Cuando crezcan unos 15 cm aproximadamente y tengan más de 3 hojas las plántulas más fuertes se pueden trasplantar al terreno del huerto haciendo un orificio en el terreno de unos 15 cm y cubriendo con arena. La separación debe rondar los 15 cm ya que será necesario espacio para que los puerros crezcan fuertes.

3. CUIDADOS QUE DEBEMOS TENER EN CUENTA

Es un cultivo bastante adaptativo por lo que resiste climas bastante húmedos y también el frio aunque la temperatura más recomendada es de 12 a 25 grados. En todo caso, la incidencia directa del sol en climas muy secos no es recomendable.

Es recomendable, previamente a la siembra abonar correctamente el terrno con compost correctamente descompuesto. Se suele abonar 2 veces durante el tiempo en que los puerros están desarrollándose.

Es recomendable remover la tierra bajo el tallo para favorecer el blanqueo de nuestros puerros.

Algunos profesionales recomiendan en  despuntado o pinzamiento, un estilo de poda que consiste en seccionar el extremo apical de la planta para evitar su crecimiento excesivo.

4. RIEGO Y TRATAMIENTOS

Se trata de un cultivo que, aunque no precisa grandes cantidades de agua, sí necesita humedad más o menos constante por lo que es importante el riego habitual y un correcto drenado que impida el encharcado. Por ello, es recomendable el riego por goteo con temporizador. En todo caso, las necesidades de riego siempre dependerán del clima.

5. COSECHA

El mejor momento pasa cosechar nuestros puerros será a los 5 meses de la siembra aproximadamente. Es necesario que estemos muy atentos a nuestros puerros ya que de lo contrario llegará un punto en que empezarán a pudrirse echando a perder nuestro trabajo.

cultivar puerros

Resultados de cultivar puerros en el huerto. (Fuente: http://www.jardinerosenaccion.es)

PLAGAS Y ENFERMEDADES DEL PUERRO

Entre las enfermedades más importantes asociadas al cultivo del puerro encontramos la mosca de la cebolla que pudre los bulbos, el gusano del puerro que produce una amarilleamiento de las hojas y favorece su pudrimiento, el escarabajo de la cebolla que perfora las hojas, o los nematodos.

Entre las enfermedades más importantes asociadas a este cultivo también es importante identificar el mildiu que genera manchas alargadas en las hojas, el carbón de la cebolla que afecta directamente a las plántulas impidiendo su posterior trasplante al terreno, la podredumbre blanca o el abigarrado de la cebolla.

¿SE PUEDEN ASOCIAR EL PUERRO CON OTROS CULTIVOS?

Se trata de un cultivo que se lleva bien con la mayoría de los habitantes habituales de nuestro huerto como son las zanahorias, el apio o los tomates. Una de las razones reside en que las zanahorias repelen a las mariposas de los gusanos del puerro protegiendo a nuestro cultivo de las plagas anteriormente comentadas. Por el contrario, existen especies que crecen mal con los puerros como los guisantes o las remolachas.

Si planeáis volver a cultivar puerros y no queréis adquirir nuevas semillas podéis dejar crecer una de las plantas hasta que genere flor. De esta manera obtendremos semillas que podremos replantar cuando nos parezca conveniente. En todo caso y debido a que se trata de un cultivo de ciclo largo es recomendable esperar unos años antes de volver a cultivar sobre el mismo terreno.

Esto es todo por hoy, espero que os haya gustado el artículo y qué empecéis a cultivar puerros en vuestros huertos. Podéis contarnos vuestras experiencias en los comentarios. ¡Nos vemos en el próximo artículo!

¡Pasad un buen día! 🙂

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (4 votos, media: 5,00 de máximo 5)
Cargando…
2 Comentarios
  1. 2 octubre 2017
    • 2 octubre 2017

Deje un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Agregue una imagen a su comentario. (Opcional)

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies