Herramientas Eléctricas para el Jardín: qué son y cuáles son sus ventajas

Como en otras ocasiones, hemos buscado nuevos eventos y demostraciones sobre jardinería y huertos urbanos, y esta vez hemos acabado asistiendo a una demostración de herramientas eléctricas para el jardín y el huerto. 

Herramientas eléctricas para el jardín

Imagen 1. Cortasetos eléctrico con batería de litio

En la Categoría “Cómo cultivar el huerto” ya hablamos de herramientas necesarias para cultivar, pero esta vez he querido incluir este nuevo post sobre herramientas también en la Categoría “Actualidad, Noticias y Novedades“.  Si os preguntáis  por qué o qué tienen de especial estas herramientas para el jardín y el huerto urbano, en el post de hoy hablaremos de este nuevo tipo de máquinas, de sus ventajas y de por qué las herramientas eléctricas para el jardín son beneficiosas para el medio ambiente y el bienestar de las personas.

Qué tienen de especial las herramientas eléctricas

Son máquinas que no llevan ni un depósito de combustible ni un motor de gasolina, sino que funcionan gracias a un motor eléctrico. El motor está  alimentado por una batería de litio que se puede cargar cómodamente en cualquier toma de corriente.

Dependiendo del tamaño de la máquina, esta batería tiene un tamaño mayor o menor (no será lo mismo, claro está, la batería necesaria para unas tijeras de podar automáticas que para una desbrozadora o una motosierra), pero en cualquier caso su peso es muy bajo: de 0.5 a 2 kg (el peso y el tamaño dependen también de la autonomía o capacidad de cada batería).

Como se puede ver en las imágenes, hay baterías más ligeras y pequeñas que se pueden enganchar en un cinturón adaptable, y otras que están incorporadas en un cómodo arnés o mochila. Incluso existen baterías a las que pueden conectarse dos herramientas al mismo tiempo, para tener disponibles, por ejemplo, una pequeña motosierra en una mano y una tijera eléctrica en la otra.

Herramientas eléctricas para el jardín

Imagen 2. A la izquierda: Tijeras de podar con batería compacta instalada en un cinturón ajustable. A la derecha: desbrozadora eléctrica con batería colocada en un arnés o mochila

La duración de la batería es igual o superior a una jornada de trabajo completa: de 8 a 15 horas (dependiendo del tipo de máquina que se conecte a ella). Y, según el modelo, se necesitan de 5 a 9 horas para que una batería se cargue completamente en una toma de corriente habitual.

¿El resultado?

Máquinas y herramientas de jardinería muy potentes (hasta 2000 W de potencia), y que son mucho más eficientes, más rápidas y más cómodas. Otro aspecto positivo es que estas máquinas requieren mucho menos mantenimiento, pues los motores eléctricos no tienen piezas que se puedan desgastar y además son motores sin escobillas.

Además de estas, hay otras muchas ventajas y beneficios del uso de herramientas de jardinería y máquinas eléctricas. Vamos a ver algunas relacionadas con el medio ambiente y la seguridad y salud de las personas que las utilizan.

Ventajas de las herramientas eléctricas para el jardín

Beneficios para el Medio Ambiente: reducción de contaminación acústica y contaminación atmosférica

Las máquinas de jardinería convencionales, como sopladores o desbrozadoras de gasolina, generan mucho ruido. La contaminación acústica tiene efectos negativos en nuestro día a día, y por eso muchas personas en las ciudades se quejan o expresan su descontento directamente a los trabajadores cuando están realizando sus labores de mantenimiento de jardines. Todos sabemos lo incómodos que resultan estos ruidos cuando están trabajando al lado de nuestra ventana en reuniones de trabajo, en el colegio, o simplemente dando un paseo…

Gracias a la nueva tecnología de estas herramientas eléctricas para el jardín, se reduce de forma importante el nivel de ruidos, haciendo el trabajo más confortable para la persona que las usa y también para los que están alrededor.

Como hemos hablado otras veces en el blog, la contaminación atmosférica en las ciudades es un grave problema, y todos deberíamos poner nuestro granito de arena para que el ambiente esté más limpio y menos contaminado. Una de las formas de paliar este problema es la instalación de huertos urbanos, jardines en azoteas, parques… que capturen parte del CO2 emitido por los coches, sistemas de calefacción o fábricas. La otra forma básica para acabar con la contaminación es reducir el uso de combustibles: sustituir los coches y las máquinas con motores de gasolina o gasoil por máquinas con motores eléctricos, como es el caso de estas herramientas eléctricas para el jardín. 

Reducción de daños a personas y vehículos

La utilización de desbrozadoras con cabezales convencionales pueden producir situaciones de peligro cuando proyectan objetos situados en el suelo. Hay que tomar ciertas precauciones ya que estas máquinas pueden hacer que se disparen piedras debido a la gran velocidad de rotación del hilo corta-hierbas o de la cuchilla, que despiden los materiales a gran velocidad y que suelen ocasionar daños sobre todo en lunas de vehículos, carrocerías, bicicletas e incluso a viandantes.

Lo que vimos de novedoso en estas herramientas eléctricas para el jardín es que las desbrozadoras tienen un cabezal anti-proyecciones, con 2 discos de corte que giran en sentido contrario. Este tipo de cabezal elimina completamente este problema pues los objetos y los restos de vegetación cortada nunca son proyectados.

Mayor confort, seguridad y salud para los trabajadores que usan estas máquinas frente al uso de máquinas convencionales o herramientas manuales

El día de la demostración de maquinaria eléctrica de jardinería Bahco a la que asistimos en un parque de Madrid, había operarios trabajando y probando estas máquinas. Ellos mismos nos contaron que las herramientas eléctricas para el jardín tienen muchas ventajas para su bienestar.

Algunas de las razones que nos dieron para trabajar con este tipo de máquinas fueron:

  • Reducido nivel de ruidos en su trabajo
  • Se respira aire no contaminado
  • El nivel de vibraciones es mínimo en comparación con máquinas convencionales
  • El peso de las máquinas es mucho menor
  • Son más confortables: es más cómodo llevar una batería de litio en una pequeña mochila o en un cinturón que cargar con una máquina pesada que lleva un motor de gasolina y el depósito incorporados
  • Mayor velocidad de trabajo y menor esfuerzo físico, por lo que se necesita mucho menos tiempo, sobre todo en aquellos trabajos para los que normalmente se usan herramientas manuales, como tijeras de podar o cortasetos. En este caso, al usar una máquina con motor eléctrico, la fuerza necesaria para abrir y cerrar las tijeras, por ejemplo, es mínima, por lo que se reducen problemas en tendones y músculos.

Quién puede usar estas herramientas eléctricas

Casi cualquier persona puede utilizar estas máquinas de jardinería. Son más ligeras y cómodas que las convencionales, ya que el “grueso” del peso se lleva en la espalda, en una pequeña mochila que lleva integrada la batería de la máquina, o en el cinturón (en el caso de baterías pequeñas) . Al no tener un motor con depósito de combustible, son máquina ligeras y fáciles de manejar y de mover.

Es verdad que no todo el mundo quiere o puede permitirse comprarse una de estas máquinas eléctricas… El precio es superior que el de máquinas convencionales con motor de gasolina y, por supuesto, que el de las herramientas manuales; pero todos sus beneficios y lo novedoso de su diseño y funcionalidad lo merecen…

Son perfectas, por ejemplo, para viticultores que tienen que podar sus viñas o para jardineros profesionales. La velocidad de trabajo es mucho mayor, por lo que se podrán hacer muchos más trabajos en menos tiempo y amortizar la inversión a corto plazo.

También para empresas de mantenimiento de jardines o de huertos urbanos, o para servicios de jardinería de los ayuntamientos. Además de reducir la contaminación acústica, un problema importante en las grandes ciudades, los trabajos con estas máquinas requieren un esfuerzo físico menor, y los operarios serán mucho más eficientes en su trabajo. Además, como hemos visto, se reduce el riesgo de sufrir problemas musculares y afecciones en los tendones de las manos, muy comunes tras el uso continuado de herramientas de jardinería manuales.

Además, también hay pequeñas herramientas eléctricas para el huerto urbano (Imagen 2), como la desbrozadora eléctrica para eliminar malas hierbas, la escardadora eléctrica o las tijeras de podar para las hortícolas o los setos en el huerto

 

Hasta aquí el post de hoy! No os perdáis el próximo artículo sobre herramientas para el jardín, donde veremos cuáles son las máquinas y herramientas de jardinería más usadas y su versión eléctrica. También podéis dar vuestra opinión o impresiones si habéis usado este tipo de máquinas eléctricas para el jardín o estáis pensado en comprar alguna. Saludos!

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (4 votos, media: 4,75 de máximo 5)
Cargando…

Deje un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Agregue una imagen a su comentario. (Opcional)

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies