Información verificada

Aceite de Neem ¿Qué es y cómo usar insecticida de neem en el huerto?

Publicado: 02/09/2020 - Actualizado: 15/10/2020

El aceite de neem es un insecticida ecológico que se utiliza para luchar contra algunas de las plagas más comunes del huerto. Pero… ¿de dónde se obtiene el aceite de neem y por qué es un plaguicida natural?

El aceite de neem es un insecticida vegetal. Se obtiene de un árbol medicinal que, además, tiene otros usos para la belleza de la piel y la mejora de la salud. En el post de hoy hablaremos de cómo se obtiene el aceite de neem, cuáles son sus beneficios y cómo usar el neem en el huerto como repelente casero para plagas.

¿Qué es y para qué sirve el aceite de neem?

El aceite de neem es una sustancia activa de las semillas de Azadirachta indica (árbol de nim o neem), un árbol perenne y tropical, conocido también como margosa o lila india que puede llegar a vivir más de 200 años.

Árbol de Neem o Azadirachta indica

El árbol de neem es nativo de los bosques secos de la India, Pakistán, Malasia e Indonesia, pero también crece y se adapta bien en zonas de clima tropical y subtropical. Es muy conocido por sus propiedades insecticidas y se utiliza para el tratamiento ecológico de plagas agrícolas y forestales. Además, esta planta tiene uso medicinal y farmacológico, por lo que muchos países han hecho el esfuerzo por importarla y, en la actualidad, el árbol de neem está presente en más de 80 países del mundo, sobre todo en Asia, África, América Central y del Sur.

El árbol de neem es de tamaño mediano o grande, entre 15 a 20 metros de altura y unos 30-80 cm de diámetro de tronco. Es un árbol robusto, siempre verde, de rápido crecimiento y copa redondeada. Tiene hojas alargadas y pinadas y flores pequeñas y blancas que dan lugar a unos frutos en forma de aceituna (de 1,5-2 cm de largo) en cuyo interior están las semillas, de las que se extrae el aceite de neem.

Hojas y frutos del árbol de neem

Aunque el aceite de la semilla de árbol de neem es el producto más valioso por sus propiedades medicinales y plaguicidas, la corteza, las hojas y las flores del árbol de neem también son fuente de numerosos principios activos insecticidas, medicinales, o beneficiosos para la salud, como antioxidantes, antibacterianos o expectorantes.

Propiedades del aceite de neem como insecticida para las plantas

El árbol de nim contiene varias sustancias insecticidas, entre las que destaca la azadiractina, un compuesto activo muy eficaz para luchar contra las principales plagas del huerto como pulgones, mosca blanca, cochinillas y varios tipos de orugas, larvas y pupas de lepidópteros como mariposas y polillas.

La azadirachtina y sus derivados actúan como insecticida porque son inhibidores hormonales. Esta sustancia causa un retraso del crecimiento y altera la metamorfosis de varios tipos de insectos. La azadirachtina provoca un desorden en las hormonas del crecimiento y de la muda (en el caso de lepidópteros como mariposas y polillas) de forma que los insectos no se desarrollan de una manera normal o presentan deformaciones en las alas, patas y otras partes del cuerpo.

La mayoría de estos efectos del aceite de neem sobre los insectos se notan en los estados larvales (orugas y larvas, por ejemplo, que se alimentan de hojas tratadas con aceite de neem y no se terminan de desarrollar), pero la azadirachtina también reduce la fertilidad de las hembras adultas de algunos insectos causando la esterilidad parcial o total de los huevos, efecto que se debe también a desequilibrios hormonales.

Hay otras sustancias insecticidas del árbol de neem, como nimbines y salannines, que son repelentes de insectos y tienen efectos anti-alimentarios. El efecto repelente de estas sustancias es tal, que algunos insectos afectados prefieren morir antes que alimentarse de hojas tratadas con nim.

El neem es un insecticida natural poco selectivo, es decir, es de amplio espectro y puede actuar contra muchos tipos de insectos. Plagas de insectos de las órdenes lepidóptera (mariposas y polillas, así como las orugas antes de la metamorfosis), coleóptera (gorgojos, larvas de escarabajos…), homóptera (pulgones, cochinillas y cicadélidos), heteroptera (chinches) o, incluso, nematodos del suelo, se pueden tratar de forma efectiva con aceite o preparados caseros de neem.

Además, se ha demostrado que algunos de los componentes de las hojas y semillas de neem tienen propiedades antifúngicas y antibacterianas, por lo que este remedio ecológico también puede usarse para tratar y prevenir enfermedades causadas por hongos del huerto como mildiu, oidio y roya.

Son muchos los beneficios de usar aceite de neem en el tratamiento de plagas y enfermedades. Este pesticida natural es una alternativa ambientalmente segura que puede sustituir a los insecticidas químicos convencionales o pesticidas sintéticos. En los últimos años se ha incrementado la investigación sobre el uso de los derivados del neem como parte del control integrado de plagas y la lucha biológica, un conjunto de técnicas respetuosas con el medio ambiente para combatir las plagas y enfermedades de forma ecológica y sostenible (ver *Referencias al final del post).

Usos medicinales del árbol de neem

El uso del aceite de neem en agricultura es una de las aplicaciones de este aceite natural, pero no es la única. Desde la antigüedad, el neem también se utiliza como planta medicinal para tratar múltiples afecciones, así como para la elaboración de cosméticos naturales que mejoran la salud de la piel y del cabello.

La corteza del árbol de neem es fuente de numerosos principios activos antioxidantes, antibióticos y antiinflamatorios, como la nimbina o la margosina, y se emplea en la elaboración de remedios que tratan enfermedades bucodentales, parásitos intestinales y heridas o enfermedades de la piel, entre otras cosas. Las flores se aplican en cataplasmas para afecciones dermatológicas como el acné y para el dolor de cabeza.

Por su elevado contenido en antioxidantes, las decocciones y preparados con hojas de neem están indicados en medicina natural para eliminar las toxinas, purificar la sangre y prevenir el envejecimiento, entre otras cosas. También son un remedio tradicional de las comunidades rurales de los trópicos para tratar picaduras de insectos y de serpientes.

Además, los flavonoides quercetina y sitosterol contenidos en las hojas de neem son potentes antioxidantes que se ha demostrado que tienen propiedades antibacterianas, antivíricas antifúngicas, por lo que también se emplean para tratar enfermedades como bronqutis y otras infecciones respiratorias, gripe, hongos en la boca, mal aliento, etc.

Hay muchas otras actividades farmacológicas y propiedades beneficiosas del árbol de neem, y varios estudios han demostrado ya el enorme potencial anticancerígeno, antidiabético y neuroprotector de los extractos de esta planta medicinal rica en antioxidantes.

¿Cómo usar el aceite de neem en el huerto?

Centrándonos de los usos del árbol de neem en agricultura ecológica, a continuación veremos distintos remedios naturales para eliminar plagas del huerto a partir de extractos de esta planta.

Para tratar las plagas del huerto con neem podemos recurrir al aceite de semillas (hay diferentes formulados, con más o menos concentración de Azadirachta), así como a preparados caseros de neem hechos con sus hojas, flores o semillas.

Es importante saber cómo diluir el aceite de neem o qué dosis se necesita para acabar con una plaga de insectos. Si optamos por usar repelentes caseros con hojas o semillas de neem maceradas, debemos tomar ciertas precauciones durante la preparación y aplicación.

Cómo hacer repelente casero para plagas o bioinsecticida de neem

Los extractos y polvos de nim para hacer bioinsecticida casero son fáciles de preparar y de aplicar, pero debemos disponer de frutos y hojas de neem para poder elaborarlos. Estos insecticidas ecológicos se pueden utilizar para combatir tanto las plagas de campo como los insectos que afectan a los frutos y semillas después de la cosecha, en el almacenamiento.

Lo primero para elaborar un bioinsecticida con neem es disponer de las hojas y semillas de neem. Deben recogerse los frutos maduros (amarillos) y eliminar la pulpa para extraer la semilla de su interior. Lavar las semillas y dejarlas secar, junto con las hojas, durante 4-8 días (al aire pero sin sol directo).

Semillas de neem secas

Una vez que estén bien secas las semillas, eliminar la cáscara y moler las hojas y semillas hasta obtener un polvo o arenilla con un tamaño de partícula de entre 1 y 2 milímetros.

Podemos usar el polvo de semilla y hoja de neem directamente como bioinsecticida o elaborar el macerado o extracto que veremos a continuación. Espolvorear directamente el polvo de neem es muy útil para proteger los granos y semillas (maíz, legumbres, etc.) de plagas de post cosecha como los gorgojos. Se debe aplicar una vez al mes una cantidad de unos 30-50 g de este polvo de neem por cada kilo de grano o de cereales almacenado.

Polvo de hojas de neem

Otra opción es la obtención de los extractos de neem, preparados ricos en azadirachtina y otras sustancias insecticidas que se extraen por maceración del polvo de hojas y/o semillas en agua o en alcohol.

Mezclar 400 gramos de polvo de hoja de neem o 100 gramos de semilla molida con un litro de agua (o con medio litro de agua + medio litro de metanol). Dejar reposar durante 24 horas y después filtrar para separar el residuo o parte sólida del líquido. La fracción líquida es el insecticida natural que contiene el extracto de neem y que se podrá pulverizar, tras una dilución previa, sobre las plantas del huerto.

Para hacer el bioinsecticida casero debemos diluir en 1 litro de agua 20-30 mililitros del extracto de semillas de neem, o bien 80-100 ml del extracto de polvo de hoja. (Si se ha hecho el extracto de neem usando polvo de hojas y semillas conjuntamente deberemos usar una cantidad intermedia para hacer el insecticida casero, unos 50-60 ml de extracto por cada litro de agua).

Usar aceite de neem como insecticida

Si no disponemos de un árbol de nim para elaborar el bioinsecticida casero o no podemos adquirir sus hojas y frutos, otra opción es comprar el extracto de semillas o aceite de neem. El aceite de neem comercial se puede conseguir en cualquier tienda de jardinería y en numerosas páginas de venta online (el mejor es el aceite de neem puro obtenido por prensado en frío).

Pero… ¿cómo se aplica el aceite de neem en las plantas? Para usar el aceite de neem como insecticida primero debemos diluirlo en agua. Para facilitar la mezcla es importante añadir un emulsionante (como el jabón potásico, que también es uno de los mejores remedios ecológico contra plagas del huerto).

Para hacer insecticida casero con una concentración del 0,5 % de neem mezclaremos 5 ml de aceite de neem (una cucharadita) con 3-5 ml de jabón potásico u otro emulsionante ecológico y 1 litro de agua. Pulverizar el insecticida de neem sobre las plantas cada 4-5 días hasta que la plaga desaparezca. Aunque no haya plagas o enfermedades, se puede aplicar el insecticida con aceite de neem cada 15 días como tratamiento preventivo para que las plantas del huerto crezcan más sanas y fuertes.

Referencias

  1. Brechelt, A., 1992. El Arbol de NIM – Historia y Perpectivas de una Planta de Uso Múltiple. Caribean Food Crops Society, Memoria de la 28ª Reunión Anual. Fundación de Desarrollo Agropecuario. República Dominicana.
  2. Cruz Fernández, M. & Del Ángel Sánchez, R., 2004. El árbol de nim, establecimiento y aprovechamiento en la huasteca potosina. INIFAP-CIRNE. Campo Experimental Ébano. Folleto Técnico nº 3, México. Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias, México.
  3. Arias, D. et al., 2009. Determinación del Azadiractina de los aceites esenciales del árbol de Neem (Azadirachta Indica). Revista INGENIERÍA UC, vol. 16 (3), pag. 22-26. Universidad de Carabobo, Venezuela.
  4. Alzohair, M.A., 2016. Therapeutics Role of Azadirachta indica (Neem) and Their Active Constituents in Diseases Prevention and Treatment. Evidence-based Complementary and Alternative Medicine, vol. 2016, Article ID 7382506.
  5. Benelli, G. et al., 2016. Neem (Azadirachta indica): towards the ideal insecticide? Natural Product Research, vol. 31 (4), pag. 369-386.

Revisado por: Prof. Dr. Luis Ruiz García el 15/10/2020

Acerca del autor
  • Lucia Muñoz

    Ingeniera Agrónoma por la Universidad Politécnica de Madrid. Especialista en agricultura urbana y horticultura. Realizó sus estudios en la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agronómica, Alimentaria y de Biosistemas de la Universidad Politécnica de Madrid.
    Gracias a sus experiencias en otros países, como Reino Unido y China, hemos podido conocer de primera mano cómo son la Naturación y la Agricultura Urbana en otras partes del mundo. Perfil en Google Académico.

2 Comentarios a “Aceite de Neem ¿Qué es y cómo usar insecticida de neem en el huerto?”
  • ernesto ramon luque dice:

    Donde conseguir el aceite de Menn????. Resido en la provincia de Córdoba, Argentina, Gracias.

    • Lucia Muñoz dice:

      Hola Ernesto! En varias páginas (tanto grandes plataformas de venta por internet como en pequeñas tiendas online de jardinería) puedes encontrar aceite y hojas de neem. Un saludo!